Blueprints

Contar historias alberga un gran potencial para tender puentes entre las personas

06/mayo/2022 por Elena Silvestrini
'Man and Woman Reading', ca. 1742. Gabriel Huquier (Met Museum digital collection)
Elena Silvestrini

Elena Silvestrini

Coordinadora de Participación

Elena Silvestrini (ella) es nuestra antena en Roma (Italia). Facilitadora de grupos, diseñadora de procesos y coordinadora de la Oficina de Participación en Fundación Platoniq, donde lleva a cabo facilitaciones, formaciones y asesorías. Su trabajo se enfoca en el desarrollo de metodologías de participación y diseño de procesos orientados a la justicia social, dando siempre un enfoque feminista a la tecnología. Elena forma parte de la Steering Committee del nodo Mediterráneo de la red global Design Justice y es fundadora de “Chayn Italia”, un proyecto colectivo que lucha contra la violencia de género a través de un compromiso crítico con la tecnología, prácticas colaborativas y desarrollo de capacidades.

Contar historias es algo que alberga un gran potencial para tender puentes entre las personas, ya que permite crear un vínculo emocional y establecer unas bases comunes a partir de las cuales impulsar la colaboración entre diferentes comunidades. Las historias nos conectan con cuestiones sociales que a menudo nos superan y, al hacer que conectemos con las vivencias de otras personas y sus motivaciones, logran también que adquiramos una visión de dichas problemáticas mucho más completa.

  • ¿Cómo pueden ayudarnos las historias a llevar las experiencias individuales a una dimensión colectiva?
  • ¿Cómo pueden contribuir a que la gente entienda cómo son las vivencias de los demás?
  • ¿Pueden servirnos para que las personas cuestionen sus sesgos hacia los demás?

Para poder abordar estos retos, apostamos por la narración de historias como un elemento clave en el diseño de nuestra metodología para CultureLabs, un proyecto en el que llevamos trabajando tres años. CultureLabs crea recursos para desarrollar procesos participativos con diferentes comunidades, aprovechando la riqueza del patrimonio cultural. El proyecto también organizó cuatro proyectos pilotos en diferentes regiones de Europa, cuya metodología de creación conjunta desarrollamos desde Platoniq. (Puedes ver un resumen de la metodología en el video siguiente, minuto 4:27).

Methodology of CultureLabs

En el caso concreto del proyecto CultureLabs —un proyecto en el que nos embarcamos junto a otras entidades para desarrollar una metodología que apoyase la creación conjunta de actividades participativas centradas en el patrimonio cultural— el hecho de contar historias fue un instrumento muy potente de cara a cuestionar sesgos, especialmente respecto a las comunidades de migrantes. Nuestro objetivo fue invitar a las demás entidades del proyecto que participaron en nuestro taller a que pensaran cómo sus propias experiencias vitales influyen sobre sus posturas en torno a la participación y el patrimonio cultural. Nuestro objetivo era también visualizar las diferentes vías de la migración, donde los viajes y las historias siguen diferentes rutas, para después poner esos casos en relación con los servicios de apoyo locales.

La escritora de relatos Evelien Vos escribió dos cuentos a partir de las vivencias reales de varias personas migrantes recogidas por COOSS, una organización que participaba en CultureLabs y que trabajaba con diversas comunidades de migrantes que llegaban a Ancona, Italia. El ilustrador Gonzalo Sainz Sotomayor enriqueció los relatos con dos dibujos llenos de fuerza.

Las historias se leyeron en voz alta a quienes participaron en el taller. A continuación, se hizo una dinámica con roles donde se pedía a los participantes que se preguntaran qué podría llevar a los integrantes de las comunidades migrantes a participar y volcarse en los proyectos de CultureLabs. De esta forma se instaba a los participantes a cuestionarse sus sesgos en los procesos de diálogo intercultural y creación conjunta.

Te invitamos a que tú también leas estas historias

Precious
Precious "Esta mañana me he despertado otra vez con la pequeña Charissa. Le están saliendo los dientes y llora un montón. Tampoco es un problema, me gustan los bebés. Cuando vi que ya no me iba a poder volver a dormir, salí de la cama y me hice un té. Tiffany también estaba en la cocina, calentando leche. Tenía cara de no haber dormido nada."
Ahmed
Ahmed "Cuando llegué a Ancona todo estaba helado. Había corriente en la sala donde tuve que esperar, y mi chaqueta estaba mojada todavía. Creí que estaba preparado. Cuando estaba en Somalia lo leí todo acerca del viaje; todo, aunque tampoco demasiado, porque mi mujer siempre me pedía que lo dejara. «En Internet la gente solo se inventa cuentos», decía. Sé que tenía razón, pero no podía evitarlo. Quería conocer los riesgos. Quería que esto saliera adelante."
Alt text contact es

¡Colaboremos!

Nos encantaría conocerte y nuestro personal experto estará encantado de responder a todas tus preguntas. ¡Contáctanos!